Propiedades medicinales del Granado

El Granado (Punica granatum) es un árbol frutal al que se le atribuyen propiedades místicas y culinarias. Ha sido considerado durante siglos símbolo de la verdad por algunas religiones monoteístas. También es considerado un símbolo de poder por su fruto, que abierto, se asemeja a una corona. Sus propiedades medicinales de igual forma son muy apreciadas.

Desde la antigüedad, el fruto del Granado ha sido apreciado por su resistente coraza, que daba garantía de conservación ante cualquier posible daño producto de su manejo durante su transportación a través de desiertos y grandes distancias. Diversos pueblos, como los egipcios, los babilonios y los romanos, le atribuían propiedades importantes y lo utilizaban de diferentes maneras.

Propiedades medicionales del granado

A continuación, describimos algunas de sus características más importantes.

¿Cómo es el Granado y su fruto?

El Granado es un árbol frutal tupido, de ramas flexibles, que puede alcanzar los 5 o 6 metros de altura. Pierde sus hojas ante la llegada del invierno en zonas de clima templado. En el reino vegetal pertenece a la familia de las Lythraceae. Originario de medio oriente, se ha extendido por toda el área mediterránea, Sudáfrica, Sudamérica, Australia y México.

Soporta bien los climas semidesérticos y cálidos. Su follaje es denso y sus hojas son alargadas y muy brillantes. Produce una flor solitaria de color rojizo y singular belleza. El granado al ser un árbol no muy alto, es utilizado también de forma ornamental adornando parques y avenidas.

Su fruto, llamado granada, tiene forma esférica y una circunferencia que varía entre los 5 y 12 cm. La granada se caracteriza  por su gruesa coraza cuyo color varía entre el amarillo y el rojo. Posee una pequeña corona, que viene siendo el remanente de los pétalos del cáliz. En su interior guarda sus semillas que son comestibles, de un sabor un tanto ácido y de color rojo brillante. Algunas variedades del árbol no dan fruto.

El granado: Propiedades y usos frecuentes

Del granado se utilizan tanto su fruto, como la corteza de la raíz. La raíz se recoge, seca y guarda, pues tiene propiedades farmacológicas. La corteza del granado contiene alcaloides compuestos por piperidina, sales minerales y abundantes taninos. Es importante señalar que estos alcaloides pueden llegar a ser tóxicos para el cuerpo humano, por lo que no es conveniente utilizar productos derivados de la corteza del granado para el tratamiento de problemas gastrointestinales en dosis inadecuadas.

En cuanto a su fruto, la granada, ésta contiene una gran cantidad de agua, ácido ascórbico, ácido cítrico y azúcares. También es rica en calcio, potasio, antioxidantes, además de magnesio. La granda es usada por sus atributos antihelmínticos en el control de infecciones parasitarias como la tenia, tanto en humanos como en animales.

Algunos estudios recientes le atribuyen a la Granada, el tener efectos altamente benéficos en tratamientos anti vejez, pues su consumo incide de forma positiva en la constitución muscular del cuerpo humano, así como también, en la prevención de enfermedades del corazón, ciertos tipos de cáncer y problemas de hipertensión.

Es bueno señalar que, a pesar de las propiedades registradas y probadas que nos trae tanto el árbol del granado como su fruto, su uso regular para el tratamiento de algún malestar debe ser supervisado por algún especialista médico, quien nos indicará las dosis recomendadas a tomar según el caso.

¿Cómo usar el Granado y su fruto?

3 Formas de sacar el mejor provecho a las propiedades del granado

En caso de que se quiera aprovechar las propiedades y beneficios que nos pueda aportar el granado y su fruto, existen tres formas rápidas y sencillas por medio de las cuales podemos sacar todo lo mejor de este regalo de la naturaleza.

  • Cocción. Si queremos aprovechar la raíz y su corteza, debemos colocar unos 60 gramos de la misma en medio litro de agua aproximadamente por 24 horas, para luego hervirla hasta reducir la mitad del líquido. Una vez hecho esto, podemos tomar este preparado en ayunas para el tratamiento de gusanos intestinales y culminar el tratamiento suministrando un buen purgante.
  • Infusiones y gargarismos. Para preparar infusiones que nos ayuden a combatir problemas de la encías, tos, fiebres y diarreas; se pueden usar sus flores en una proporción de 25 gramos por medio litro de agua. Esta bebida puede tomarse y usarse como enjuague bucal varias veces al día.

Propiedades medicionales del granado-2

Finalmente, la más sencilla de todas: el consumo de fruto, tal como nos lo regala la madre naturaleza

  • Usos gastronómicos. El sabor de la granada es a menudo empleado en la elaboración de postres y ensaladas. También aporta una combinación vistosa y muy deliciosa en la preparación de helados, yogures y mermeladas. En el Medio Oriente y en India, la granada es altamente estimada. Otorga un toque característico de acidez y dulzura en la elaboración de platos tradicionales como el muhammara, chutneys y en la preparación de algunos cocteles.

No olvides compartir!

A %d blogueros les gusta esto: