Cola de caballo y sus beneficios para la salud

El equisetum arvense o también llamado “Cola de Caballo” es una especie de arbusto que pertenece a la familia de equisetáceas, reconocida por sus propiedades restauradoras y antioxidantes.  

¿Qué es la cola de caballo?

La cola de caballo es una planta de uso medicinal, originaria de Europa del norte. Crece naturalmente por encima de otras plantas.

Esta hierba es muy utilizada porque ayuda a reducir los edemas (retención de líquidos en órganos), cálculos en la vejiga y ayuda a combatir las infecciones del tracto urinario.

También es utilizada para prevenir la tuberculosis, enfermedades articulares, osteoporosis y sangrados prolongados causados por la menstruación.

Además, se puede aplicar directamente sobre la piel, ya que tiene compuestos que ayudan a regenerar y proteger la epidermis de úlceras.

De hecho, la cola de caballo también es utilizada para la fabricación de cosméticos, incluyendo el champú, jarabes, tinturas y cremas hidratantes para quemaduras.

Propiedades químicas de la cola de caballo

La planta está compuesta por diversas propiedades químicas, las cuales son usadas para fines terapéuticos.

  • Rica en sales minerales, especialmente el mineral de silicato al 10%, que es uno de los minerales fundamentales para el organismo, compuesto de potasio, calcio, aluminio y magnesio.
  • Flavonoides y glucócitos de kenferol.
  • Vitamina C.
  • Ácidos ferúlico y cafeico.
  • Contiene polialcoholes carbonados, que brindan efectos diuréticos como el inositol.
  • Saponósidos y taninos gálicos.

Estos principios atribuyen compuestos de vitaminas, remineralizantes, desintoxicantes, antinflamatorios, restaurador y cicatrizante epidérmico.

Beneficios del uso de la cola de caballo

  • Contribuye a la salud ósea: la planta contiene minerales de sílice, que es un mineral fundamental para el fortalecimiento de los huesos.
  • Administra el flujo sanguíneo: el consumo de esta hierba ayuda a dilatar las vías de sangre, ayudando a detener la aparición de úlceras.
  • Actúa como un potente diurético resolutivo: se usa para mejorar la emisión de orina y la eliminación de toxinas del riñón y el hígado.
  • Usado como antinflamatorio: contiene componentes desintoxicantes y depurativos para lidiar con problemas rematicos como la artritis, la gota, la artrosis. Además, elimina excedentes de urea y ácido úrico.
  • Ayuda reducir la retención de líquidos o edemas: contiene compuestos que favorecen a la depuración y la pérdida de peso en personas con problemas de obesidad.

Dosis correcta para su consumo

La dosis recomendada para el consumo de la cola de caballo depende de algunos factores, como por ejemplo el estado físico, la edad o la gravedad del estado de salud que presente la persona.

Si bien es cierto que la cola de caballo es un remedio natural, no quiere decir que se deba ingerir sin la supervisión de algún experto en tratamientos naturales.  

Por ende, antes de consumir esta planta se recomienda acudir al médico, y dependiendo del análisis medico debe recetarse una dosis por un tiempo controlado.

Precauciones

Es posible que ingerir cola de caballo pueda causar problemas para la salud, por eso se recomiendo no consumirla en caso de:

  • Alcoholismo: las personas con problemas de alcohol por lo general tienen escasa tiamina, y tomar esta hierba puede aumentar los escases de tiamina.
  • Embarazo y lactancia: aunque no se ha comprobado científicamente, se recomienda no ingerir esta hierba antes, durante y después del embarazo.
  • Diabetes: el consumo de la cola de caballo puede reducir los niveles de glucosa en personas con diabetes.

En caso de intoxicación se recomienda llamar a un médico o acudir a un hospital.

Leer: Flores de Bach.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *